Con una altura de 135 metros, un diámetro de 120 metros y 32 cápsulas que pueden albergar hasta 800 personas a la vez, The London Eye se ha convertido en uno de los símbolos de Londres.

guia london eye noria

Dejando de lado los números por un momento, en este artículo te daré mi opinión honesta sobre si vale la pena pagar por una entrada para The London Eye (en español, el Ojo de Londres) o es solo una turistada más.

La experiencia de visitar el London Eye por dentro

Subir al London Eye es una bonita experiencia para las personas que visitan Londres por primera vez pero antes de siquiera acercarte a esta noria hay algunas cosas que debes saber.

Lo primero y más importante es que al momento de subir hay una cola rápida y una cola regular.

Al comprar tus entradas standard te formarás en una cola donde la gente va subiendo a las cápsulas según su orden de llegada (desde 30£).

Si realizas tu visita durante un día de semana en invierno es probable que tardes de 20 a 60 minutos en subir a una de las cápsulas. Durante la temporada de verano el tiempo de espera puede ser de 2 horas.

Por otro lado, las entradas fast track se eligen en función a una franja horaria. De esta forma podrás subir al London Eye sin colas (desde 45£).

Una vez hayas abordado una de las 32 cápsulas del London Eye iniciará un recorrido de aproximadamente 30 minutos hasta que la noria dé la vuelta entera.

Personalmente puedo decir que apenas y se siente el movimiento de la cápsula, o quizás sea el hecho de que estás tan concentrado en las vistas del río Támesis y Westminster que te olvidas del movimiento de la noria.

Otro punto a tener en cuenta es que tomarán una foto a tu cápsula cuando la noria haya realizado ≈ ¾ de su recorrido. Procura estar atento al anuncio de “Photo time” que se escucha en la cápsula.

Una vez terminado el recorrido podrás comprar la foto para tenerla de recuerdo (opcional).

Promociones y descuentos

¿Pensando en ahorrar unas libras en tu visita al London Eye? ¡No se diga más! Presta atención a las siguientes promociones:

PromociónDescripciónPrecio
Champagne ExperienceAdemás de tu entrada Fast Track recibirás una copa de Pommery Brut Royal Champagne.Desde 48£
London Eye + River CruiseEsta promoción incluye un paseo de 40 minutos en un crucero turístico por el Támesis.Desde 60£
London Eye + SEA LIFEEsta promoción te permite visitar las más de 500 especies de SEA LIFE London.Desde 60£
London Eye + Madame TussaudsAdemás de tu visita al London Eye podrás apreciar más de 150 figuras de cera en tamaño real.Desde 60£

Los mejores momentos para subir al London Eye

La mejor época puede variar según tus gustos personales. Por ejemplo, si quieres evitar las colas puedes visitar el London Eye cerca de su hora de apertura pero si quieres ver el atardecer debes ser uno de los últimos en subir.

A ello hay que añadir el hecho de que la experiencia de subir al London Eye será ligeramente diferente según la época del año en la que hayas planeado tu visita:

  • Primavera (marzo a mayo): Una época con relativamente baja afluencia de turistas visitando el London Eye.
  • Verano (junio a agosto): Temporada alta en Londres, es recomendable subir con una entrada fast track, caso contrario perderás mucho tiempo haciendo cola.
  • Otoño (septiembre a noviembre): Similar a la primavera aunque en este caso las plantas y árboles de los jardines cercanos te dan la bienvenida con un color otoñal.
  • Invierno (diciembre a febrero): Durante el invierno el clima puede ser neblinoso o lluvioso, dificultado las vistas. Sin embargo, anochece temprano así que podrás ver el atardecer desde el London Eye.

El London Eye a lo largo de la historia

El London Eye fue diseñado por los arquitectos David Marks y Julia Barfield, una pareja de esposos, como una contribución para celebrar el nuevo milenio.

Originalmente, la idea surgió como respuesta a una competencia pública para diseñar una estructura icónica que se erigiría temporalmente en Londres para las celebraciones del año 2000.

Aunque no ganaron la competencia, el concepto fue tan cautivador que decidieron seguir adelante con el proyecto de todas formas.

El London Eye se inauguró oficialmente el 31 de diciembre de 1999 bajo el nombre de Millennium Wheel, aunque no se abrió al público hasta marzo de 2000 debido a problemas técnicos. Fue inaugurado por el entonces Primer Ministro, Tony Blair.

Con el paso de los año el London Eye ha cambiado su nombre en función a sus patrocinadores, aquí te detallo alguno de los nombre más notables:

  • British Airways London Eye
  • Merlin Entertainments London Eye
  • EDF Energy London Eye
  • Coca-Cola London Eye
  • The Lastminute.com London Eye

Ubicación

El London Eye está ubicado en la orilla del Támesis entre Westminster Bridge y Jubilee Gardens. Administrativamente pertenece al distrito de South Bank.

Lugares cercanos

Desde el London Eye es posible ir caminando a los siguientes atractivos turísticos:

Entradas y Precios

La entrada general tiene un precio de 30£ mientras que la entada con acceso rápido (fast track) tiene un costo de 45£.

No incluido en el London Pass

Horarios

En general el horario de apertura del London Eye es lunes a domingos y festivos de 11:00 a 18:00 horas; sin embargo, durante la temporada de verano y algunos días de primavera/otoño, el London Eye abre de 10:00 a 20:30 horas.

No te preocupes por esto ya que al momento de comprar tu entrada podrás ver los horarios disponibles para el día de tu visita.

Cómo llegar

La forma más económica de ir al London Eye es tomar el metro de Londres hasta Waterloo Underground Station. Para tal fin dispones de las líneas Bakerloo, Northern, Jubilee, Waterloo & City.

Opcionalmente puedes utilizar las líneas RB1 o RB6 de los barcos fluviales Uber Boat (Thames Clippers) hasta London Eye Waterloo Pier.

Mapa

Opiniones sobre el London Eye

Las vistas desde el punto más alto del London Eye son una opción magnífica para ver el skyline de Londres.

Su principal ventaja respecto a otros miradores de Londres – en mi opinión – es que está ubicado en una de las zonas más céntricas de Londres. Esto le permite ofrecer vistas especialmente hermosas de Westminster.

Por otro lado, es una de las atracciones más costosas de Londres y no está incluido en el London Pass.

Aún así, considero que sí vale la pena subir al London Eye al menos una vez en la vida.